Entrevista a Víctor J. Carpintero, presidente del Ilustre Colegio Oficial de Gestores Administrativos de Cantabria.

  • 04-Apr-2016

Entrevista a Víctor J. Carpintero, presidente del Ilustre Colegio Oficial de Gestores Administrativos de Cantabria.

Entrevista a Víctor J. Carpintero

Presidente del Ilustre Colegio Oficial de Gestores Administrativos de Cantabria

 

¿Puede facilitarnos los datos principales para hacernos una idea del peso del Colegio de Gestores Administrativos en Cantabria? ¿Número de colegiados? ¿Principales ámbitos de actuación? 

 

En Cantabria, actualmente somos alrededor de medio centenar de profesionales. Cincuenta y ocho, según los datos a 31 de diciembre de 2015. Aunque somos de los Colegios pequeños por número de colegiados, tenemos un volumen de actividad significativo y un peso importante en el Consejo General que representa a la profesión en el ámbito estatal. 

Las líneas de actuación del gestor administrativo son tantas como ventanillas, gestiones y trámites, tiene la administración: laboral, fiscal, extranjería, tráfico, licencias, visados, inmobiliario… Somos facilitadores; intermediamos ante la administración en nombre de ciudadanos, empresarios y autónomos. Así, no sólo contribuimos a una sociedad más ágil, operativa y eficiente; sino que, sobre todo, conseguimos a uno y otro lado, la tranquilidad de las cosas bien hechas: por cercanía, por confianza y por conocimiento. Las tres ‘Cs’ por las que tanto las administraciones, como los particulares y las empresas, acuden a un gestor administrativo. 

Desde este Colegio representamos a la profesión en nuestro territorio y a los profesionales cántabros de la gA. Defendemos sus intereses, exponemos sus demandas, y dotamos a los despachos y a las gestorías administrativas de las herramientas, conocimiento y formación, necesario para hacer su trabajo. 
Además, y no menos importante, el Colegio garantiza al ciudadano la defensa de sus intereses como consumidor, en sus relaciones con los gestores administrativos colegiados en Cantabria. 

¿Qué se requiere para ser gestor? 

El Estatuto de la Profesión, establece que para ejercer la profesión es requisito indispensable la incorporación al Colegio en cuyo ámbito radique el domicilio profesional. Previamente, hay que superar unas pruebas de acceso que convoca periódicamente la 

secretaría de Estado de Administraciones Públicas a las que pueden presentarse licenciados en Derecho, Economía, Empresariales, Políticas, o graduados en estudios equivalentes. Además, hay diversas universidades que ofrecen entre sus estudios de postgrado, un Master en Gestión y Administración Pública, que –una vez colegiados- habilita directamente para ejercer la profesión sin necesidad de superar esas pruebas. 

Pero más allá de los requisitos legales, que pueden encontrarse en la página del Consejo General y en las de los veintidós Colegios, el requisito fundamental es tener ganas de trabajar y sumarse a una profesión con un pasado casi centenario y un futuro cargado de oportunidades, con una característica vocación de servicio al cliente. 

¿Considera que la figura del gestor administrativo está suficientemente conocida? 

Si determinadas profesiones centenarias como la nuestra son capaces de sobrevivir a las vicisitudes y a los cambios de los tiempos no es sólo por nuestra comprobada capacidad de resiliencia y adaptación, sino porque resultamos esenciales. Si no existiéramos, alguien debería inventarnos porque si se me permite la audacia, somos de interés general. 

Nos interesa el conocimiento de la profesión y también el reconocimiento. En lo primero centramos buena parte de nuestros esfuerzos: decir quiénes somos, lo que hacemos y cómo lo hacemos. Las fronteras de esta profesión son difusas. Por eso, queremos que todo el mundo sepa que nuestra gA; el sello de calidad que nos identifica como Gestores Administrativos, es garantía de calidad, conocimiento y excelencia. 

¿En qué medida puede afectar a los gestores la Ley de Servicios Profesionales? 

Nosotros somos firmes partidarios de la colegiación porque creemos que es la mejor garantía del servicio que prestamos. Cada gestor administrativo está respaldado por la organización colegial, que vela por el prestigio de la profesión, el respeto a las normas deontológicas establecidas y la formación continuada de sus colegiados, evitando el intrusismo y la competencia desleal. El texto al que hace referencia está guardado en un cajón. La última versión, fechada a 11 de noviembre de 2014, apuesta abiertamente por la desregulación de profesiones como la nuestra; la liberalización en los servicios profesionales. ¿Consecuencias previsibles? Perjuicio para el ciudadano y el consumidor, porque como digo hablar de colegios profesionales hoy, significa hablar de responsabilidad y garantías. 

¿Cree que los gestores administrativos se han consolidado ante las administraciones públicas como los profesionales mejor preparados para ser intermediarios entre administración y ciudadanos? 

Las Administraciones nos reconocen como interlocutores válidos; cualificados y necesarios en el proceso de acercar las administraciones a la sociedad civil y empresarial. Saben que hemos invertido muchos recursos en modernizar la profesión; que nos avalan las buenas prácticas y casos de éxito como la agilización en la gestión de vehículos y trámites de tráfico o el trabajo para reducir trabas y cargas administrativas. 

Hoy las administraciones nos ven como socios esenciales; nos participan sus inquietudes y necesidades y generalmente escuchan y atienden nuestras ofertas y soluciones. 

¿Hacia dónde va el futuro de su profesión y de su colegio profesional? 

El futuro aquí, es presente. No es que nos adaptemos al cambio, sino que contribuimos a él aportando soluciones e innovando. Hemos hecho una inversión muy importante en plataformas digitales y en herramientas telemáticas, para confiar en un futuro sin ventanillas de al lado y terminar de una vez por todas con el temido ‘vuelva usted mañana’. Los Gestores Administrativos somos palancas de cambio en una profesión viva que evoluciona al son de la sociedad; al compás de la normativa y la informática; al ritmo que marcan los tiempos. Como profesión y como colegios, adaptamos nuestra oferta de servicios, y mejoramos nuestra manera de pensar y actuar… sin perder el rigor; desde el conocimiento y el saber hacer. La búsqueda de los nuevos espacios y saber aprovechar las posibilidades que nos brindan las nuevas tecnologías, es objetivo prioritario también de este Colegio y la profesión. 

 

Enlace al boletín.

Compartir: